Blogia
mQh

centro abierto a la memoria


Cómo será el nuevo centro de derechos humanos en la antigua escuela de mecánica de la armada.
Argentina. La creación del Centro Internacional para la Promoción de Derechos Humanos, que funcionará en el ex predio del mayor centro clandestino de detención de la Armada Argentina, se aprobó por el voto unánime de los miembros del Consejo Ejecutivo de la Unesco el 13 de octubre pasado. Su objetivo central es "promover la profundización del sistema democrático, la consolidación de los derechos humanos y la prevalencia de los valores de la vida, la libertad y la dignidad humana". También "la investigación científica en relación con la desaparición forzada de personas, la tortura y el exterminio".
El inicio de su historia se remonta a 2007. Tres años después de la transformación de la ESMA en Espacio para la Memoria y para la Protección y Defensa de los Derechos Humanos, la Argentina volvió a integrar el órgano de conducción de la Unesco, creado en 1945, que no ocupaba desde hacía ocho años. La representación del país quedó a cargo del senador Daniel Filmus, que pronto asumió la presidencia de la Comisión de Programa y de Relaciones Exteriores, al tiempo que fue electo al frente de un grupo de trabajo destinado a promover una iniciativa mundial de canje de deuda por educación. En julio de 2007, con el apoyo de Ignacio Hernaiz, viejo conocedor de los pasillos de la Unesco, la delegación argentina presentó el proyecto de creación del Centro ante la Comisión de Ciencias Sociales y Humanas, a cargo del senegalés Pierre Sanné.
En febrero del año pasado, Sanné dio un gran espaldarazo al proyecto al visitar la ESMA, y en abril Cristina Fernández de Kirchner visitó el Consejo Ejecutivo de la Unesco, que por primera vez recibía a un jefe de Estado. La presidenta se reunió también con el japonés Koichiro Matsuura, director de la Unesco, y le manifestó su voluntad de inaugurar el Centro Internacional para el bicentenario.
El 11 de julio pasado se aprobó un estudio de viabilidad elaborado en forma conjunta por la Unesco y un equipo de expertos argentinos e internacionales. Finalmente, el 13 de octubre, tras una maratónica sesión en la sede de la Unesco, el ex ministro de Educación de Néstor Kirchner abandonó por un momento la presidencia de la comisión y desde la banca de la delegación argentina se encargó de defender el proyecto. Luego de conmovedoras intervenciones de los representantes de Francia y Cuba y del visto bueno del delegado de los Estados Unidos, que la calificó como "muy pertinente", los 58 miembros del Consejo Ejecutivo aprobaron la iniciativa.

14 de febrero de 2009
©página 12
rss

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres