Blogia
mQh

murió judith merkle riley


Profesora y autora de novelas históricas.
[Dennis McLellan] Falleció Judith Merkle Riley, conocida profesora de gobierno en el Claremont McKenna College y autora de novelas históricas que fueron éxitos de venta en todo el mundo. Tenía 68 años.
La causa de su muerte el 12 de septiembre en su casa en Claremont, informó su hija Elizabeth Riley, fue un cáncer de ovario.
Riley, que enseñaba con su nombre de soltera, se incorporó al departamento de gobierno del Claremont McKenna y la facultad de la Claremont Graduate School en 1982.
Enseñaba organización y administración, administración pública y comparada, ideologías políticas y políticas públicas y de salud. En 1985 se convirtió en la primera mujer en obtener una posición permanente en el departamento de gobierno de esta universidad, que fue fundada como el Claremont Men’s College y se convirtió en mixto en 1976.
"Judith era una narradora, maestra y colega fantástica, con profundos conocimientos en ciencias sociales sobre las diferentes manera en que grupos de personas manejan sus vidas, con una especial inclinación hacia lo diferente, lo escandaloso, lo dramático y lo divertido", dijo Ward Elliott, colega y amigo de toda la vida, en un obituario en la página web de la universidad.
"Tenía un agudo y malvado sentido del humor, y una alegría y ánimo que mantuvo hasta el final", dijo.
Como autora, Riley escribió seis novelas históricas, que fueron publicadas entre 1989 y 1999.
‘Una mujer en la tormenta’ [A Vision of Light], ‘En busca del neón verde’ [In Pursuit of the Green Lion] y ‘El diablo de agua’ [The Water Devil] formaban una trilogía ambientada en la Inglaterra medieval del siglo catorce. ‘El oráculo de cristal’ [The Oracle Glass] estaba ambientada en el París del siglo diecisiete, ‘El jardín de la serpiente’ [The Serpent Garden] en Francia e Inglaterra en el siglo dieciséis. Y su última novela, ‘El don de los deseos’ [The Master of All Desires], estaba ambientada en la Francia del siglo dieciséis.
"Si todas las crónicas de la vida mundana fueron hechas con tanto drama, gracia e ingenio, el mundo estaría lleno de estudiantes de historia", escribió Betty Lukas en 1989 en su reseña de ‘Una mujer en la tormenta’, la primera novela de Riley.
"Las maravillosas y entretenidas novelas históricas están marcadas por su profunda comprensión de la vida y de la condición humana", dijo en un e-mail Jean Naggar, agente literaria de toda la vida de Riley. "Su increíble talento como narradora reposaba sobre sus implacables pesquisas, su rigor intelectual y su estilo satírico".
Sus protagonistas, dijo Naggar, "son mujeres y estaba profundamente inmersa en los conflictos que modelaban las vidas de mujeres fuertes de la Edad Media hasta las cortes francesas del Renacimiento. Sus personajes emergen de la página con el vigor, el coraje y la calidez que eran parte de Judith misma".

Riley, que nació el 14 de enero de 1942 en Brunswick, Maine, estudió ciencias políticas en la Universidad de California en Berkeley en 1962. En 1964 fue una de las primeras mujeres en recibir una licenciatura en estudios regionales soviéticos de la Universidad de Harvard y luego incorporada en un equipo para trabajar como analista de inteligencia para la Armada.
Se doctoró en ciencias políticas en la Universidad de California en Berkeley en 1974, donde enseñó en el departamento de ciencias políticas de 1967 a 1971. De 1971 a 1982 enseñó en la Universidad de Oregon, donde fue directora del Centro de Estudios Rusos y de Europa del Este [Russian and East European Studies Center] en su último año.
Riley también escribió el libro ampliamente elogiado, ‘Management and Ideology: The Legacy of the International Scientific Management Movement’, de 1981.
Además de su hija, la sobreviven su hijo Marlow; dos hermanos -Ralph y Ted Merkle; y dos nietos.
4 de octubre de 2010
23 de septiembre de 2010
©los angeles

cc traducción mQh
rss

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres