Blogia
mQh

jorge 40 asesinó a sindicalistas


Tovar es enjuiciado por el asesinato de Valmore Locarno Rodríguez y Víctor Hugo Orcasita Amaya, quienes ejercían como presidente y vicepresidente, respectivamente, del sindicato de trabajadores de la multinacional Drummond en Colombia.
Colombia. El ex jefe paramilitar Rodrigo Tovar Pupo confesó desde Estados Unidos, adonde fue extraditado hace más de dos años, que es responsable del asesinato en 2001 de dos sindicalistas de la multinacional norteamericana Drummond Colombia, dijeron las fuentes de su defensa en Bogotá.
Tovar, más conocido con el alias de ‘Jorge 40’, admitió su relación con el doble homicidio en un testimonio que entregó al juzgado de Bogotá que le enjuicia por estos crímenes.
El abogado Hernando Bocanegra, responsable de la defensa del ex paramilitar en Colombia, dijo a la prensa que Tovar "aceptó (la responsabilidad en) el homicidio" de los sindicalistas de la Drummond "para someterse a una sentencia anticipada".
La sentencia anticipada es un procedimiento judicial en virtud del cual los sindicados que confiesen sus crímenes reciben beneficios jurídicos por colaboración con la Justicia.
Tovar es enjuiciado por el asesinato de Valmore Locarno Rodríguez y Víctor Hugo Orcasita Amaya, quienes ejercían como presidente y vicepresidente, respectivamente, del sindicato de trabajadores de la multinacional Drummond en Colombia.
Los sindicalistas fueron tiroteados el 12 de marzo de 2001 en la zona rural de Bosconia, localidad del Cesar, departamento fronterizo con Venezuela en el que la compañía norteamericana explota yacimientos de carbón.
Locarno y Orcasita ocupaban un autobús que transportaba trabajadores de la minera y fueron apeados a la fuerza por los ultraderechistas, que mataron al primero en el lugar y al segundo en otro paraje de Bosconia.
El crimen lo cometieron paramilitares del desaparecido Bloque Norte (BN) de las Autodefensas Unidas de Colombia (AUC), organización que se disolvió a mediados de 2006 dentro de un proceso de paz con el gobierno.
El BN era comandado por Tovar, extraditado a Estados Unidos en mayo de 2008 junto a otros doce mandos de las AUC, todos ellos procesados por narcotráfico, lavado de activos y financiación al terrorismo.
El juicio a Tovar es seguido por uno de los juzgados penales especializados creados en Colombia por un acuerdo con la Organización Internacional del Trabajo (OIT) para investigar los homicidios de sindicalistas.
En el caso de los dirigentes sindicales de la Drummond, cinco ex paramilitares han sido condenados por su responsabilidad en el doble homicidio.
El Colectivo de Abogados ‘José Alvear Restrepo’ (Cajar), organización no gubernamental (ONG) de defensa de los derechos humanos que está vinculada con este proceso judicial, informó en un comunicado que sólo un ejecutivo de la multinacional en Colombia, Jaime Blanco Maya, ha sido detenido y vinculado de manera formal con la causa.
Sin embargo, indicó que el presidente en Colombia de la minera, Augusto Jiménez, y el gerente de relaciones con la comunidad, Alfredo Araujo, son "otros presuntos responsables" de ambos homicidios.
Además, Cajar advirtió de que "el plan para ejecutar a los sindicalistas implica a Gary Drummond, presidente de la multinacional, y a Jean Jakim, jefe de seguridad de la trasnacional".
En Estados Unidos también avanza un proceso judicial por los mismos hechos contra la compañía minera, y es la causa en la que esta semana se pidió un testimonio del ahora ex presidente Álvaro Uribe.
11 de noviembre de 2010
©semana
rss

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres