Blogia
mQh

escaleras de metal, candados derretidos


El calentamiento de las rejas impidió la salida de los presos.
Santiago, Chile. Según datos aportados por los legisladores chilenos Alejandro Navarro y Hugo Gutiérrez y el Cuerpo de Bomberos de Santiago, que acudió a sofocar el incendio por la llamada de uno de los presos, el calentamiento de las rejas y las escaleras de la cárcel chilena de San Miguel fue el principal impedimento para que los hombres allí encerrados pudieran escapar. El fuego se inició esta madrugada y dejó 83 muertos.
"Una escalera caliente, humeante, les impidió arrancar (...) muchos murieron tratando de escapar", relató Navarro, senador del partido Movimiento Amplio Social, luego de recorrer el penal, donde aseguró que "se rompieron los sistemas de alcantarillado producto de la cantidad de agua".
Según indicó el parlamentario, aunque el fuego fue extinguido, los hierros que rodean la galería incendiada todavía están calientes y presos que sobrevivieron están reunidos en el gimnasio del recinto penal.
"Los reos escribieron de su puño y letra su nombre y nos pidieron que se los entregáramos a sus familiares", agregó Navarro. Por su parte, el diputado Gutiérrez, quien consideró que el penal "debería cerrarse", sostuvo que la tragedia "va a perdurar por varios días debido a la difícil identificación de los cuerpos".
"Va a ser un ADN de huesos. Va a ser un proceso lento", explicó el parlamentario, quien llevó al exterior el papel firmado por unos 350 presos que sobrevivieron al incendio.
Gutiérrez llamó a estudiar medidas que alivien la sobrepoblación penal existente en Chile, que según el presidente chileno Sebastián Piñera supera el 70 por ciento en algunos recintos. "Hay problemas sociales que no se pueden resolver con más encarcelamiento", sostuvo.
Navarro, en tanto, criticó que sólo 2 por ciento del presupuesto de Gendarmería (guardiacárceles) que alcanza al equivalente a 341 millones de dólares, se utilice para la rehabilitación de los reclusos.
Por otra parte, el Cuerpo de Bomberos de Santiago confirmó mediante su página web que recibió la notificación del incendio que afectó a la cárcel mediante el llamado de uno de los reos.
Ante la alerta, diez compañías de bomberos se acercaron a la zona sur de la capital de Chile para extinguir el fuego que demoró sólo tres minutos en expandirse en la galería de la cárcel.
El comandante de Bomberos, José Sánchez, informó además que el incidente provocó la evacuación de 200 reos a otros sectores del recinto penitenciario.
10 de diciembre de 2010
8 de diciembre de 2010
©página 12
rss

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres