Blogia
mQh

señor de los cielos


[Ignacio Escobar] Tres reportajes sobre narcotraficantes:1 El Señor de los Cielos 2 Malverde, el Santo de los Narcotraficantes 3 Soldados de la Cocaína.
Culiacán es una de las ciudades del mundo con más academias de vuelo. La capital del estado de Sinaloa, en el oeste de México, tiene cerca de una docena y cada año se licencian alrededor de medio millar de pilotos. Alguien tiene que manejar las avionetas para transportar la cocaína que llega desde Colombia y luego viaja hasta Estados Unidos. Estudiar para piloto es caro y el oficio es peligroso. Por eso está tan bien pagado. Los que no acaban muertos terminan en prisión. Nunca falta chamba -trabajo- y tampoco voluntarios.
La relación de Culiacán con la droga viene de mucho antes de que el polvo blanco colombiano tiñese de rojo sangre todo el camino desde la selva colombiana hasta la gran nariz que es Estados Unidos. Comenzó durante la Segunda Guerra Mundial, cuando el gobierno de Franklin Delano Roosevelt encontró en esta zona el lugar ideal para sembrar opio con el que producir morfina para los soldados heridos. Técnicos chinos, a sueldo del Pentágono, enseñaron a los labradores mexicanos de la sierra de Sinaloa cómo cuidar las amapolas. Fueron buenos alumnos. Hoy siguen cultivándolas.
Después del opio, vino la marihuana. Y, más tarde, Sinaloa se convirtió en la estación de paso de los cargamentos de cocaína que llegaban desde el sur, rumbo a la frontera. Cuando la pelea por el mercado entre los carteles de Cali y Medellín desangró a los narcotraficantes colombianos, los intermediarios mexicanos se quedaron con el control del negocio.
El ganador de aquella guerra, que acabó con la muerte del mítico Pablo Escobar el 2 de diciembre de 1993, fue Amado Carrillo Fuentes. Le llamaban ‘el señor de los cielos' porque tenía una flota de Boeing 727 con la que movía la cocaína desde lo más alto.

Amado Carrillo y el Cartel de Juárez
Durante gran parte de la década de los 90 fue el rey de la droga, el número uno. Era el jefe del cártel de Juárez, el más poderoso de los cuatro grandes carteles del narcotráfico mexicanos: el de Juárez, el del Golfo, el de Sinaloa y el de Tijuana. Amado Carrillo pasó cuatro veces más cocaína hasta los Estados Unidos que ningún otro narcotraficante en la historia.
Tras la caída del reinado de Medellín, el cártel de Cali ocupó su lugar como principal proveedor. Pero los mexicanos aprovecharon la crisis para ganar poder. De asalariados de los colombianos, pasaron primero a socios y después a dueños. Los carteles mexicanos, con la decadencia posterior de Cali tras varias detenciones, se hicieron con la mayor parte del mercado.
‘El señor de los cielos' era discreto. De Pablo Escobar aprendió que no era buena onda aparecer en los diarios. Durante los años en los que dominó el negocio, muy pocos periodistas se atrevieron a escribir sobre él, aunque muchos sabían quién era el que mandaba. La corrupción del narcoestado mexicano en aquella época era apabullante. Según la DEA, la agencia antidroga estadounidense, el cártel de Juárez en su mejor momento ganaba 200 millones de dólares por semana. El 10% se gastaba en sobornos.
Amado comenzó su carrera en Guadalajara pesando bolsas de marihuana para su tío, uno de los muchos traficantes que había escapado de Sinaloa tras la ‘Operación Cóndor', a finales de los 70, cuando 10.000 soldados del ejército mexicano barrieron medio país para intentar acabar con los cultivos de opio y marihuana.
Los hijos de aquellos campesinos que habían aprendido a cultivar opio de la mano del Pentágono se convirtieron en los dueños del país. Sus redes estaban en todas partes. ‘El señor de los cielos' junto con el resto de los narcos mexicanos controlaban al ejército, a la policía, a los políticos. Según reconoció en 1996 el propio gobierno mexicano, el 80% de la policía del país no era de fiar. El que intentaba cambiar la situación estaba condenado a morir.

Balas Para los Políticos
Luis Donaldo Colosio Murrieta se pasó de la raya. Lo mataron en marzo de 1994, durante un mitin. Era el candidato a presidente por el PRI, el favorito en las encuestas, y había hecho de la lucha contra el narcotráfico su principal bandera electoral.
Más sonado aún fue el asesinato, seis meses después, de José Francisco Ruiz Massieu, el secretario general del PRI. Massieu era uno de los principales rivales políticos del anterior presidente, Carlos Salinas de Gortari, y ex marido de su hermana, Adriana Salinas, de la que se había separado en un sonado divorcio. El hermano de José Francisco Ruiz Massieu era el fiscal antidroga, pero estaba a sueldo de los narcos.
Años después, Raúl Salinas de Gortari, hermano mayor del presidente, fue condenado a 50 años de cárcel como responsable de este asesinato. En el juicio se demostró que Raul Salinas de Gortari también cobraba de los carteles de la droga.
Mientras tanto el que movía los hilos del poder, ‘El señor de los cielos', era casi una leyenda, un personaje misterioso del que poco se sabía. Decían que le volvían loco las mujeres, el alcohol y la cocaína. Y que cuando estaba borracho era extremadamente violento. La policía sólo tenía una vieja fotografía suya y ni siquiera sabía su edad exacta. Sólo tras su muerte se contó su historia.
Amado nació en Guamuchilito, una pequeña ciudad de la sierra de Sinaloa, a pocos kilómetros de Culiacán, donde los narcotraficantes levantan palacios de mármol junto a chabolas de cartón. Allí está hoy enterrado su cadáver, en una lujosa cripta forrada de caoba dentro de su finca, Santa Aurora. O eso dicen, pues su muerte, el 4 de julio de 1997, nunca se aclaró del todo.
Dos meses antes de morir, Amado había perdido su principal escudo: el general Jesús Gutiérrez Rebollo.
El militar tenía fama de incorruptible. Hablaba bien en las televisiones, era duro y contundente. Tras varias sonadas detenciones de algunos narcotraficantes de segunda, fue nombrado máximo responsable de la lucha contra la droga en México.
Estados Unidos le apoyaba. El Pentágono pensaba que él era el hombre honesto que necesitaban para combatir a los narcos. Pero pocos meses después, se descubrió que Gutiérrez Rebollo estaba a sueldo de Amado Carrillo y que había sido el propio ‘Señor de los cielos' el que le había facilitado sus anteriores éxitos para así ayudarle a subir puestos en el escalafón.
La caída de Jesús Gutiérrez Rebollo puso al ‘señor de los cielos' en una difícil situación. Tras el escándalo, el gobierno de Clinton presionó a México para que parase los pies al narcotraficante. La DEA, la agencia antidroga estadounidense, puso precio a su cabeza. ‘El señor de los cielos', acorralado, intentó huir. Tenía preparado un retiro dorado en Argentina, al margen del negocio. No lo consiguió.

¿Vivo o muerto?
La versión oficial cuenta que Amado Carrillo falleció en 1997 en una clínica de México DF durante una operación de cirugía estética para cambiarle el rostro. La DEA identificó el cadáver con la cara desfigurada a través de sus huellas dactilares en un viejo formulario de inmigración. Pero algunos dicen que las pruebas fueron incompletas.
Los médicos que le operaron fueron asesinados a los pocos días. Los narcocorridos, ese género musical que ha cambiado como fuente de inspiración las hazañas de los revolucionarios de Zapata por las matanzas de los narcos, cantan que fingió su muerte para escapar.
Tal vez no murió, o tal vez sí. Pero ‘el señor de los cielos' dejó de ser el rey del narcotráfico internacional. Tras su fin, los cárteles mexicanos comenzaron una sangrienta guerra para ocupar el vacío de poder. Después de varios meses y cientos de muertos, llegó la paz con un pacto entre los lugartenientes de Carrillo y el cartel de Sinaloa.
La mafia de Ciudad Juárez, la mayor organización criminal de América Latina, quedó dirigida por un consejo. En él estaban el hermano de Amado, Vicente Carrillo, su otro hermano, Rodolfo Carrillo, Ismael ‘el Mayo' Zambada y el jefe de Sinaloa, Joaquín ‘el Chapo' Guzmán. Durante una larga temporada, el negocio funcionó como la seda sin demasiada sangre y sin demasiados escándalos políticos. Pero hace unos años, volvió la guerra.

5 de julio de 2005
16 de mayo de 2005
©telecinco



el santo de los narco-traficantes


[Ignacio Escolar] Malverde es un santo cuyos milagros no reconoce la Iglesia. Tiene tres capillas en el mundo donde honran su memoria. Una está en Cali, en Colombia. La otra en Culiacán, en México. Y la tercera, en Los Ángeles. Es la ruta de la coca. Es el patrón de los narcotraficantes.
La leyenda cuenta que Jesús Malverde fue un bandido que vivió a finales del 19 en la sierra de Sinaloa. Su cabeza tenía precio. Un cazador de recompensas le hirió de bala en una pierna pero Malverde consiguió refugiarse en las montañas. La herida se gangrenó y, cuando ya no había esperanza de salvar la vida, pidió a uno de sus compañeros que le entregase al gobernador, cobrase la recompensa y utilizase después el dinero para ayudar a los pobres.
Tal vez no fue así. Tal vez Jesús Malverde nunca existió. Pero cada 3 de mayo, el día de este santo bandolero, la capilla de Culiacán se llena de fieles devotos del Robin Hood mexicano. Es el patrón de los pobres, de los desesperados. Pero, sobre todo, es el santo de los narcos, que rezan por su memoria y le encomiendan su suerte.
La capilla de Malverde en Culiacán, la primera de las tres, se construyó hace pocas décadas, en el mismo sitio en el que contaban que el bandolero había sido ajusticiado, a pocos metros del palacio de gobierno del estado de Sinaloa. Es una construcción caótica y abigarrada, apenas 100 metros cuadrados de pequeñas salas alrededor del busto de Malverde que aparece en la foto. Está lleno de decenas de placas, la mayoría de ellas con faltas de ortografía.
"Gracias por ayudarnos asta Arizona", reza una de ellas, que está rodeada de billetes de cien dólares clavados a la pared con chinchetas a modo de ofrenda. Entre los nombres que aparecen en las placas agradecidas están los de los principales narcotraficantes de la zona y es habitual que un día, sin razón aparente, una banda de narcocorridos se pase un par de días tocando canciones al busto de Malverde. Suele ser señal de que han ‘coronado', de que un gran cargamento de coca ha pasado la frontera estadounidense.
Entre las placas de agradecimiento está la de Pedro Pérez, ‘el Jaguar'. Durante años fue el comandante en jefe de la Policía Ministerial de Culiacán. Hoy está en prisión. Pero Malverde, o su buena suerte, ya le ha salvado tres veces de morir a tiros. La última de ellas fue cuando su destino se cruzó con la balacera que inició una de las guerras más sangrientas de la historia del narcotráfico mexicano. El día que mataron a Rodolfo Carrillo, ‘el Jaguar' estaba allí.

11 de septiembre de 2004, Culiacán
Pocos son los narcos que mueren de viejos. Rodolfo Carrillo Fuentes, el hermano pequeño de ‘El señor de los cielos', Amado Carrillo, no fue una excepción. Tras la muerte de su hermano, el gran zar de la droga de la década de los 90, Rodolfo se convirtió en uno de los peces gordos del cártel de Juárez, la banda de narcotraficantes más poderosa de toda América. Era uno de los capos que se sentaba en el pequeño consejo que ocupó el vacío de poder que dejó Amado Carillo.
Le llamaban ‘el niño de oro' y era el ‘negociador' del cartel de Juárez, el que se ocupaba de sentarse con las demás organizaciones narcos para llegar a acuerdos sin necesidad de disparos. Tenía 29 años y era, junto con su hermano Vicente Carrillo, uno de los herederos del imperio que forjó Amado Carrillo. Pero los lugartenientes de ‘El señor de los cielos' no estaban de acuerdo con el reparto.
Rodolfo estaba buscado por la justicia mexicana y por la DEA, la agencia antidroga estadounidense. Había una jugosa recompensa por cualquier pista que ayudase a su detención. Sin embargo, el pequeño de los Carrillo se paseaba con tranquilidad por Culiacán sin miedo a ser detenido.
Nadie se atrevía a denunciarlo, nadie en Culiacán está tan loco, y la policía mexicana tampoco era problema. El guardaespaldas personal de Rodolfo Carrillo era Pedro Pérez: ‘el Jaguar', el jefe de la policía que rezaba a Malverde.
En Sinaloa estas cosas no son noticia. Especialmente porque el que se atreve a escribirlas puede acabar lleno de plomo. Gran parte de la policía está a sueldo de los narcos y también muchos de los políticos locales. Ciudad de México queda muy lejos.
Cada cierto tiempo, cuando las cosas se van demasiado de madre, desde la capital mandan al ejército para que ponga orden. Lo primero que suelen hacer los militares cuando aterrizan en Culiacán para alguna operación es encerrar a la policía. Así se evitan tener que dispararles.
Pero las balas que casi matan a ‘el Jaguar' no fueron disparadas por las fuerzas del orden.
El 11 de septiembre de 2004, Rodolfo Carrillo y su mujer salían del Cinépolis de Culiacán de ver una película. En el aparcamiento le esperaban una decena de pistoleros, armados con ‘cuernos de chiv, el nombre que dan los narcos al mítico fusil AK-47. Fueron más de 500 disparos. En la balacera murió ‘el niño de oro', su mujer –una guapa sinaloense de 18 años–, un lavacarros que pasaba por allí y cinco personas más, entre los asaltantes y los guardaespaldas de Carrillo. ‘El Jaguar', milagrosamente, recibió varios disparos pero salvó la vida.
El 11 de septiembre de 2004 empezó una guerra. Aún no ha terminado.

Sólo obedecemos a un Carrillo
Desde que mataron a ‘el niño de oro' ya han muerto en México más de 500 personas. Las ejecuciones y los tiroteos son constantes y se han extendido por toda la república. El magnicidio ha iniciado una ola de venganzas y ajustes de cuenta entre los distintos cárteles de la droga.
La sentencia de muerte de ‘el niño de oro' se firmó tres meses antes en Monterrey con un apretón de manos. Según la policía mexicana, allí se reunieron algunos de los lugartenientes del cártel de Juárez para pactar el golpe de estado. Los cabecillas del asesinato fueron Ismael ‘el Mayo' Zambada y Joaquín ‘el Chapo' Guzmán.
Ambos narcos hicieron su carrera a la sombra de ‘El señor de los cielos'. Pero sólo debían fidelidad a un Carrillo Fuentes, a Amado, y ahora pelean con Vicente Carrillo, actual cabeza del cartel de Juárez, por el control del negocio.
La venganza de Vicente Carrillo por la muerte de su hermano no tardó en llegar. Sangre por sangre. El 31 de diciembre de 2004, el día de nochevieja, Arturo ‘el Pollo' Guzmán, hermano de ‘el Chapo' murió asesinado a tiros en la prisión de máxima seguridad de La Palma, en el México DF. El asesino dice que amenazaron con matar a toda su familia si no cumplía con la ejecución.
Mientras Vicente Carrillo, Ismael ‘el Mayo' Zambada y Joaquín ‘el Chapo' Guzmán luchan a muerte por el control del cartel de Juárez, otro gran barón de la droga mueve sus fichas. Dirige su ejército desde el penal de La Palma, la misma cárcel donde mataron a ‘el Pollo'. Se llama Osiel Cárdenas y es el jefe del cartel del Golfo.

5 de julio de 2005
17 de mayo de 2005
©telecinco



soldados de la coca


[Ignacio Escolar]Escuela de narcos formados por el estado.
Si la Escuela de las Américas montase reuniones de ex alumnos, los dictadores y torturadores más notorios de la historia compartirían sus anécdotas con narcotraficantes. Esta academia militar estadounidense fue fundada en 1946 en Panamá para entrenar a los mejores oficiales latinoamericanos con el objetivo de "ayudar a la democratización" de la zona. Nada más lejos de la realidad.
Entre los graduados más famosos de esta escuela de golpistas están el dictador de Panamá Manuel Antonio Noriega, el dictador boliviano Hugo Banzer, el creador de los escuadrones de la muerte de El Salvador, Roberto d'Aubuisson, o el dictador argentino Leopoldo Galtieri.
En 1984, la Escuela de las Américas fue trasladada a Estados Unidos, a Fort Benning (Georgia), donde hoy sigue en funcionamiento a pesar de las numerosas críticas que piden su cierre. En sus casi seis décadas de historia, más de 60.000 militares latinoamericanos han pasado por esta universidad de la contraguerrilla.
Allí también estudiaron ‘los Zetas', el grupo de sicarios más violento y peligroso de la historia del narcotráfico: un comando de operaciones especiales del ejército mexicano que pasó de combatir a los narcos en la frontera a trabajar para ellos. Era mucho más rentable.
En el ejército cobraban 30.000 dólares al año, un buen trabajo en México. Hoy ganan 20 veces más.

Cien Desertores Sin Piedad
'Los Zetas' visten de negro, conducen coches blindados y disparan con MP5, unos fusiles de asalto alemanes más difíciles de encontrar en el mercado negro que los habituales "cuernos de chivo" AK-47. ‘Los Zetas' tienen lanzagranadas, ametralladoras de 50 milímetros, misiles tierra-aire e incluso han llegado a utilizar helicópteros en algunos de sus golpes más sonados. En los últimos dos años, han matado a más de 100 personas.
A finales de la década pasada, desertaron de los Grupos Aeromóviles de Fuerzas Especiales del ejército mexicano (Gafes), una unidad de élite entrenada en la Escuela de las Américas. Nadie sabe cuántos cambiaron de bando, pero según un informe del ejército estadounidense fueron al menos un centenar. El gobierno de México ha reconocido que sólo en el Distrito Federal ‘los Zetas', cuentan con 200 hombres con entrenamiento militar.
Los desertores originales han ampliado su ejército. Reclutan a jóvenes de entre 15 y 18 años, ‘los Zetitas', y les adiestran en las tácticas militares.
‘Los Zetas' están a sueldo de Osiel Cárdenas, el jefe del cartel del Golfo. Esta organización, la segunda más importante del narcotráfico mexicano, no pasa por su mejor momento.
Al igual que sus enemigos del cártel de Juárez, los narcos del Golfo están en plena guerra interna. Hace dos años, la justicia mexicana consiguió detener a Osiel Cárdenas, que hoy cumple una larga condena en el penal de La Palma, en México DF. Desde esta cárcel de máxima seguridad, Cárdenas sigue al frente de la organización, aunque algunos de sus lugartenientes hoy van por libre.
La Palma pasa por ser la cárcel más segura de México, lo que no es decir mucho. Allí cumplen condena los narcos más peligrosos junto con Raúl Salinas de Gortari, el hermano del ex presidente Carlos Salinas, o ‘el Mochaorejas', el líder de una temida banda de secuestradores.
Hace unos meses, a mediados de enero, el ejército tuvo que tomar al asalto el penal para recuperar el control de una prisión donde son los prisioneros los que mandan. Cárdenas junto con sus socios –los jefes del cártel de Tijuana, los hermanos Francisco y Benjamín Arellano Felix– habían puesto en marcha una huelga de hambre que derivó en un motín. El ejército desplegó 18 tanques en el perímetro de la prisión. Temían que ‘los Zetas' asaltasen el penal para liberar a su general.
Después se supo que Osiel Cárdenas, gracias a generosos sobornos, despachaba hasta doce horas al día con sus ‘abogados' y se movía con total libertad por la prisión, a pesar de que debería estar recluido en la zona de máxima seguridad. Tenía un televisor de plasma en su celda y un teléfono móvil. Tampoco le faltaban mujeres, alcohol o cocaína.

El Comando Negro
Desde que Osiel Cárdenas está en la cárcel, ‘los Zetas' han ideado mil planes para rescatarle. El más atrevido de ellos, que incluía el uso de dos helicópteros y varios lanzagranadas, se abortó con la detención del jefe de este ejército narco.
Rogelio González Pizaña, ‘el Kelín', fue atrapado a finales del pasado mes de octubre en el table-dance ‘La Covacha', un prostíbulo en Nuevo Laredo. Aunque otros dicen que alguien le traicionó, la versión oficial cuenta que ‘El Kelín' tuvo la mala suerte de encontrarse con una patrulla policial a la salida del antro. En la balacera, murió un agente federal. Los narcos iban armados con ametralladoras y granadas de mano.
Además de detener a ‘el Kelín'y varios de sus hombres, la policía encarceló a 22 teiboleras –bailarinas de strip tease–. Al día siguiente, tras una manifestación popular, las liberaron.
Desde que pararon los pies a su líder, ‘los Zetas' están dirigidos por un grupo de élite al que llaman ‘el comando negro', aún más sanguinario. En los últimos meses, han asesinado a narcos rivales, periodistas, políticos, policías y militares en decenas de asaltos.
La atomización de los grandes cárteles mexicanos y sus guerras internas ha traído aún más violencia a la frontera más caliente del planeta, la línea que separa Estados Unidos de México. Antes, en tiempos de ‘El señor de los cielos', Amado Carrillo, los narcos seguían un código de honor. Se respetaba a las mujeres o niños y no se asesinaba a la familia del rival. Pero hoy se muere y se mata por un simple mal gesto. ‘Los Zetas', con su jefe en la cárcel, han diversificado el negocio. Ahora también se dedican a los secuestros.

5 de julio de 2005
18 de mayo de 2005
©telecinco
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

26 comentarios

kaos -

quiero ser narco no le temo a nada yo jalo recio con todo

El wacho -

Chinguen su madre todos los narcos cuanto duran gozandola bola de pendejos

loka -

kisiesra saver del señor capo guzmaman quisera charlar con el ojala k el viera esto yk sepa k lo ando buscando no tengo el gusto de conocerlo ojala k un dia se me aga saludos y todo padelante ak y adonde vallas animo k k el govierno lo tienen vesando los pies

humbrto -

miren soy humberto carrillo loerra y kiero moros truchas para k jalen con migo k ondas eee k no sean culones k jalen masiso simon miren mi numero es 6611102927 ai se comunica elk kiera aser feria simon sale pues me dicen el compa W12sale pues.o ablenmen al6671626444.es la 24.

humberto -

pero se la pelaron siempre con amado putos y todabia somos los perrones en sinaloa con el chapo guzman y el mz eee putos pak bean pendejos

natalia -

OSEA ALBERTO CARRILLO SE LA DA DE MUY MUY

natalia -

AI POES DEVERIAN DE BAGARLE LOS SUMOSS AL HIJO DE RODOLFO CARRILLO SE LA SACA DE MUY ROÑA Y SE CRE DUEÑO DE AKI ESTA TONTO

loka -

hola raza manchada 100% sinaluence hey bola de jotos que y sieron ese desmadren aca en mazatlan en una tienda muy reconosida k es lok mejor le sale o tienen mas cabrones lente los acmiro un chinjo por k le velarob la verga al presidente jajaj pinche polis pendejos mejor k se vayan atragar verga para su canton un saludo para el triangulo de oro sinaluense y

luna -

ncesito comunicarme con el señor chapo guzman si alguien me puede ayaudar se lo agradecere de toodo corazon

diego -

quiero ser narco

EL POBRE -

SEÑORMEPONGOA SU DISPOSICION CON UDS Y CON SU GENTE QUERO SERVIRLE Y QUIERO AYUDAR A MI FAMILIA... NECESITO TRABAJAR EN SERIO Y DEJARME DE MAMADAS POR QUE APESAR QUE E ANDADO SERCA DE LA COMIDA SIEMPRE ME HAN DEJADO CON HAMBRE AL ESTAR OLIENDO Y NADAMAS ARRIMANDO. TRABAJAR EN SERIO CON UDS. BELTRAN LEYVA TE CONOCI DE VISTA YA 4 VECES LA ULTIMA EN EL AFTER LA CAMA EN LA CIUDAD DE MEXICO JUGABAMOS "BARBIES"... TE ACUERDAS? LES DEJOMINUMERO Y ESTOY A SUDISPOSICION NOMAS DIGANME Y YO RESPONDO QUIERO SACAR AMI GENTE ADELANTE Y MI ESPOSA. -:0445518463915 52*398733*26

EL POTRILLO -

NOMAS HABLOPORPARTE DELNUMERODE ARRIVA YPACANTARLEUN CORRIDOAMIHERMANO QUE SE ENCUENTRA HOSPITALIZADO LO AMO Y LE CANTO CORRIDOS TU QUE MORAS EN LAGLORIA Y ESTAS MUY CERQUITA DE DIOS ALIVIA LOS SUFRIMIENTOS DE ESTE HUMILDE PECADOR.EL 9,7 Y EL DIEZ Y EL CHAPO MANDAN AHORA GENTE PUROPADELANTE

EL QUE ADNDA ARRIBA A LA IZQUIERDA -

MIREN TODOS PINCHE BOLA DE GUAGUARONES DIJO UNA VEZ UN COMPITA"RECUERDEN SIEMPRE QUE EL PEZ POR SU PROPIA BOCA MUERE"(QEPD) SOLO EL QUE CARGA EL MORRAL LE SABE SU CONTENIDO.

DEJEN DE HABLAR CUANTA MAMADA DE EL SEÑOR LOERA DE EL NUMERO 1,5,7,10 NODIGAN MAMADAS PINCHE GENTE OSICONA NUNCA SE VA ACAVAR. DEJEN DE HABLAR DEMAS Y DE INFORMAR QUE PASA EN EL MUNDO DE LA DROGA. ME DESPIDOCON UN SALUDO PARA LA FAMILIA VALENCIA LOS ROBLES Y LOS LOERA GENTE YA SABEN QUE PURO PA DELANTE""" DE CULIACAN A COLOMBIA QUE VIVA JESUS MALVERDE Y PAPA DIOS" ARIVA MI BARRIO PURO CULIACAN Y ME BUSQUEN EN STA.....Y PURO PA LA MORELOS CARPINTERIA Y ALFARERIA CORAZON DE TEPITO Y CUNA DE LOS DE HUEVOS PURO BANDITA.

el sinaloa 100 -

arriva sinaloa

Bueno para todo -

Culeros el rey d todos es amado kintero ese si era chingo y ariva el carte dl golfo

baro -

me podrian decir cual es la direccion exacta de la capillade jesus malverde en cali colombia

eduardmejia@gmail.com -

Podrian decirme donde es la Iglesia de malverde en Cali.

Eddi Mejia -

Quien pudiera decirme donde es la Iglesia de Jesus malverde en Cali.

jesus -

se en cuentra la capilla de malverde en culiacan sinaloa en frente del restauran el coral por la agencia callida

josue carriyo mata -

el chapo es el chingon culeros y el que lo dude que chingue su madre.

reyna celestial -

hola a toda la raza pesada me encantan los corridos..... adoro a jesus malverder y a san judas tadeo soy 100%sinaloense mis respetos pa toda la raz apesada.... ay le dejo un saludo pinche gobierno bale check echelen ganas a sus carteles..... arriba culiacan sinaloa y mi linda tierra mazatleca

yoogui -

viva el traqueteo

MARIO -

SI MATARON A VALENTIN ELIZALDE PORQUE SEGUN ERA DEL CARTEL DE SINALOA MATEN MUCHO ALA CHINGADA A LOS TUCANES ELLOS SON DEL CARTEL DEL GOLFO

MARIO -

PINCHE GOBIERNO MEXICANO CULERO PARA QUE MANDARON AL GUERO PALMA PARA USA UBIERAN MANDADO NOMAS AOSIEL CARDENAS Y VIVA VALENTIN ELIZALDE Y 100%SINALOENSE

jose jaime chavez gomez -

buenas terdes yo vivo en la ciudad de mexico en la colonia morelos, y me encuentro de visita en cali-colombia y quisiera visitar el altar de jesus malverde, si me isieran el favor de decirme la ubicacion se los agredecere mucho gracias.

Dante clericupsio -

hoiga hermanos quiero comunicarme con el chapo gusman.. el que se comunique primero com migo tendra la plaza de todo mexicoesto va . para osiel, guzman,mario carrillo o el ultimo orellano.. quiero anpliara la pla para poder monopolizarla al mundo (trust) manden un mensaje al. cartel_maynas@hotmail.com nos estaremos comunicando clericupsio lña rencarnacion de pablo escobar gaviria .
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres