Blogia
mQh

juicio por crímenes de guerra


[Mike Corder] Empieza juicio por crímenes de guerra cometidos por musulmanes de Bosnia.
La Haya, Holanda. Los fiscales esperaron una resolución de última hora el lunes sobre su petición de trasladar el juicio por crímenes de guerra de un ex oficial del ejército bosnio acusado de permitir que los combatientes musulmanes cometieran atrocidades contra serbios y croatas.
El general en retiro Rasim Delic está acusado de homicidio, violación y tratos inhumanos por las acciones de los soldados bajo su mando durante la guerra de Bosnia de 1992 a 1995. Es uno de los musulmanes bosnios de más alto rango en comparecer ante el tribunal de crímenes de guerra en la antigua Yugoslavia, que ha acusado a más de 160 sospechosos, la gran mayoría de ellos serbios.
Su juicio debía comenzar el lunes en La Haya, pero los fiscales esperaban que los jueces trasladaran el caso a la capital bosnia de Sarajevo, donde dicen que pueden presentar una acusación más sólida.
Los fiscales dicen que Delic no pudo controlar a los combatientes islámicos extranjeros conocidos como muyahedines que abatieron a prisioneros y decapitaron a otros durante la guerra.
Delic se entregó al tribunal después de ser inculpado en 2005 y se ha declarado inocente de todos los cargos.
Para acelerar el juicio, los jueces han reducido a 55 el número de testigos que los fiscales pueden convocar, de los 91 solicitados originalmente.
Alegando que el caso debía ser entregado a un tribunal en Bosnia, el fiscal Daryl Mundis dijo el viernes a los jueces que las restricciones implican que los fiscales ahora "sólo podrán presentar una imagen truncada de la criminalidad de los acusados".
El lunes en la mañana, el tribunal no había excluido la moción de trasladar el juicio.
La abogado de Delic, Vasvija Vidovic, exigió un juicio en La Haya, diciendo que Delic tendría que esperar al menos diez meses antes de que pudiera empezar el juicio en Sarajevo.
"Ciertamente esto no sirve los intereses de la justicia", dijo.
El tribunal está bajo una creciente presión de Naciones Unidas, que paga la cuenta de varios millones de dólares del tribunal, para que termine su trabajo rápidamente. El tribunal tiene 2008 como fecha límite para terminar los juicios.
De acuerdo a la acusación, las tropas bosnias ejecutaron sumariamente a 24 soldados y civiles bosnio-croatas capturados cerca de la aldea de Maline en julio de 1993.
Dos años más tarde soldados muyahedines capturaron a un grupo de tropas soldados serbo-bosnias y los retuvieron en un centro de detención llamado Campo Kamenica. Allá decapitaron a uno de los serbo-bosnios y obligaron a los otros prisioneros a besar la cabeza cercenada, dice la acusación. La cabeza fue más tarde colgada de un gancho en la habitación donde se retenía a los prisioneros.
Los muyahedines están también acusados de violar a tres mujeres serbo-bosnias y de asesinar a otros prisioneros serbios en septiembre de 1995.
Los fiscales dicen que Delic había sido advertido que los muyahedines "eran propensos a cometer crímenes, y en particular crímenes contra los combatientes enemigos y civiles capturados", pero que no hizo nada contra ellos.

11 de julio de 2007
9 de julio de 2007
©washington post
©traducción mQh
rss

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres