Blogia
mQh

salvia, una hierba que arrasa


Creciente popularidad de la salvia podría frustar su uso médico.
[Kevin Sack y Brent McDonald] Dallas, Estados Unidos. Mientras un amigo lo filmaba en video, Christopher Lenzini, 27, de Dallas, se colocó con Salvia divinorum, considerada la hierba alucinógena más potente del mundo, y, dijo, pronto empezó a imaginar que estaba en un bote con pequeños hombres verdes. Lenzini se derrumbó poco después, cayó al suelo y estalló en una convulsiva risa.
Cuando este verano subió el video a YouTube, sus amigos lo vieron una y otra vez. "Simplemente es divertido ver a un amigo comportarse como un idiota", dijo. "Así que le gustó a todo el mundo".
Hasta hace una década, el uso de salvia estaba limitado en gran parte a los que buscan revelaciones bajo la guía de chamanes mazatecas en su Oaxaca natal, México.
Hoy, este miembro de la familia de la menta que altera la conciencia está ampliamente disponible en ventas legales online y en tiendas especializadas en todo Estados Unidos.
Aunque los estadounidenses mayores normalmente no han oído nunca hablar de la salvia, la psicoactiva hierba se ha convertido en todo un fenómeno entre los jóvenes buscadores de sensaciones del país.
Más de cinco mil videos en YouTube -‘Jackass’ y ‘Up in Smoke’ por igual- documentan sus incoherentes exploraciones con piernas de goma.
Algunos de los videos han sido vistos medio millón de veces.
Sin embargo, las mismas imágenes que han contribuido a popularizar la salvia también puede acelerar su rechazo y estropear prometedoras investigaciones sobre sus posibles usos médicos.
Los farmacólogos que creen que la salvia podría abrir nuevas fronteras en el tratamiento de la adicción, la depresión y el dolor, temen que su criminalización pueda obstaculizar la obtención y almacenamiento de la hierba, y es difícil conseguir permisos del gobierno para hacer pruebas con sujetos humanos. Sin embargo, en estado tras estado, incluyendo Texas, los videos de YouTube se han convertido en la Evidencia A de los intentos de los legisladores para regular su uso. Este año Florida convirtió la posesión o venta de salvia en un delito punible con hasta quince años de cárcel. California adoptó una estrategia más amable, convirtiendo en una falta su venta o distribución entre menores.
"Cuando la pruebas, bueno, seguro que te transforma en un adicto", dijo el representante Charles Anderson, de Waco, un legislador estatal republicano que está patrocinando uno de varios proyectos de ley para prohibir la salvia en Texas.
Cuando el gobierno federal publicó este año sus primeras estimaciones sobre el uso de la salvia, los datos sorprendieron a muchos: cerca de 1.8 millones de personas la habían probado, incluyendo a 750 mil el año anterior. Entre los hombres de dieciocho a veinticinco años, donde el consumo es mayor, casi un tres por ciento informó haber usado salvia el año anterior, haciéndola dos veces tan extendida como el LSD y casi tan popular como el éxtasis.
Estudios recientes en ciudades universitarias en las dos costas han entregado estimaciones de hasta un siete por ciento. La presencia de la hierba en buques y bases militares han provocado suficiente preocupación sobre su capacidad de respuesta como para que el Instituto de Patología de las Fuerzas Armadas debieran desarrollar el primer análisis de orina para la salvia y ahora están examinando unas cincuenta muestras al mes.
Aunque la investigación es reciente y no se sabe mucho sobre sus efectos a largo plazo, no hay estudios que sugieran que la salvia sea adictiva o que sus usuarios puedan sufrir sobredosis o abusos. En realidad, la experiencia de la salvia puede ser tan intensa, y a veces tan perturbadora, que muchos sólo la prueban una vez, e incluso sus adherentes la usan moderadamente.
Los informes sobre admisiones en salas de urgencias relacionadas con la salvia son prácticamente inexistentes, probablemente debido a que sus efectos desaparecen normalmente en cuestión de minutos.
Con pocos datos a su disposición, la Autoridad de Control de Drogas [Drug Enforcement Administration] ha pasado más de una década estudiando si agregar o no la salvia a su lista de substancias controladas, como es el caso en varios países europeos y asiáticos. Entretanto, trece estados y varios gobiernos locales han prohibido o de otro modo regulado la planta y sus extractos químicamente mejorados.
Conocida en la calle con motes como Sally D y Magic Mint, la salvia puede tener efectos terriblemente diferentes dependiendo de la dosis, potencia y el estado de ánimo y la tolerancia de sus usuarios, de acuerdo a investigadores y fumadores experimentados (aunque amarga, también puede ser masticada o consumida en una solución de alcohol). Decenas de vendedores online venden extractos de menta por apenas cinco dólares el gramo; la más fuerte, de casi cien veces la potencia de la hoja cruda, se vende por más de cincuenta dólares.
Los usuarios reportan a menudo una repentina disociación de sí mismos, como si viajaran en el tiempo. La experiencia tiende a ser solitaria, introspectiva y a veces aterradora: un boletín del ministerio de Justicia de 2003 concluía que la salvia probablemente no llegaría nunca a ser una droga de fiestas.
"He usado varios psicodélicos, y la salvia es definitivamente la experiencia más intensa que he tenido", dijo Brian D. Arthur, fundador de Mazatec Garden, que vende salvia y otras hierbas online desde una anodina casa en Houston. "La salvia te saca del mundo y te coloca en un plano diferente".
Usuarios habituales dicen que puede ser un tónico reconstituyente, incluso espiritual, y recuerdan con precisión sus visualizaciones.

Una noche de agosto, Nathan K., de veintinueve años y padre de tres hijos, de Waco, se reclinó en el sillón y dio una larga y resuelta pitada a su pipa. Mientras cerraba sus ojos, se encontró transportado a un estado onírico, dijo, como si flotara en un río en la selva tropical. Una beatífica sonrisa se extendió ligeramente sobre su cara.
Los efectos se disiparon a los cinco minutos, dejándole con una sensación de bienestar. Dijo que era como si una masajista hubiera borrado los nudos de su psique. "Fue una relajación muy suave", dijo Nathan, a condición de que no le identificáramos completamente.
Los que apoyan el uso contemplativo de la salvia desdeñan a otros YouTubers por no respetar la potencia y propósito de la hierba.
"En realidad ellos no la usan como una herramienta para explorar su psique interior", dice Daniel J. Siebert, un californiano que fue pionero de la producción de extractos de salvia. "Simplemente la usan para colocarse".
En una audiencia legislativa cerca de Dallas en agosto, Anderson alegó que al no prohibir la salvia, los gobiernos estaban diciendo que era benigna. Observó que los proveedores de salvia en internet aconsejan que se use sólo con un ‘canguro sobrio’ y dijo que su condición legal podría estimular la experimentación entre personas que nunca considerarían comprar drogas en un callejón.
También contó a sus colegas sobre un video que muestra a un usuario de salvia conduciendo un coche. (De hecho ese video, ‘Driving on Salvia’, pertenece a la popular serie de parodias con Erik J. Hoffstad, asistente de producción en Los Angeles. En la filmación de dos minutos y medio, Hoffstad fuma salvia en una pipa de agua en un coche aparcado -sus amigos se aseguran de que no tenga en su poder las llaves reales- y luego alucina cuando un gato salta inesperadamente sobre el parabrisas).
"Deberíamos preocuparnos", dijo Anderson en la audiencia, "porque esto lo están haciendo los más jóvenes, que luego se suben a un vehículo o a una moto o saltan en alguna piscina".
Ha habido algunos informes sobre muertes relacionadas con el uso de salvia, pero la relación es sólo hipotética.
En marzo, Mario G. Argenziano, 42 y encargado de un restaurante de Yonkers, se disparó en la cara diez minutos después de haber fumado salvia, se puede leer en un informe policial citado por su esposa, Anna Argenziano. La señora Argenziano dijo que su marido, que es coleccionista de armas y tirador, cogió una pistola de la mesita de noche para mostrársela a sus amigos, luego se apuntó a sí mismo, confundido.
"Antes de disparar, estaba riendo", dijo la señora Argenziano. Dijo que su marido no tenía un historial psiquiátrico. La policía de Yonkers declaró que no podía determinar el papel de la salvia.
En 2006, Brett Chidester, 17, descrito por su familia como un estudiante ejemplar sin ningún historial de enfermedad mental, se suicidó en Delaware después de haber estado fumando salvia varias veces a la semana. En su diario de vida, proporcionado por su madre, sugiere que su uso de la salvia le provocó sentimientos de que "en general nuestra existencia no tiene sentido".
Varios meses después, un forense cambió el acta de defunción de Chidester para incluir la salvia como un factor que contribuyó a su muerte. La legislatura de Delaware prohibió inmediatamente la salvia, aprobando un proyecto de ley llamado la ley de Brett.
Esas leyes podrían convertirse en un difícil obstáculo para investigadores en instituciones como Harvard y la Universidad de Kansas que están convencidos de que el componente activo de la salvia, Salvinorim A tiene un enorme potencial y podría ayudar al desarrollo de nuevos analgésicos y medicamentos psiquiátricos.
En 2002, el doctor Bryan L. Roth, ahora en la Universidad de Carolina del Norte en Chapel Hill, descubrió que la Salvinorim A , quizás únicamente estimula un solo receptor en el cerebro, el receptor de opioides kappa. En comparación, el LSD estimula cerca de cincuenta receptores.  Roth dijo que Salvinorim A era el alucinógeno más potente encontrado en la naturaleza.
Aunque el Salvinorim A, debido a sus efectos debilitantes, es poco probable que se convierta en un agente farmacéutico, su química podría posibilitar el descubrimiento de valiosos derivados. "Si pudiéramos encontrar un fármaco que bloquee los efectos de la salvia, tenemos pruebas de que podríamos tratar algunos trastornos mentales como la depresión, la esquizofrenia, el Alzheimer, e incluso el VIH", dijo Roth.
Muchos científicos creen que la salvia debiese ser regulada como el alcohol o el tabaco, pero temen que su criminalización entorpezca sus investigaciones antes de que estas den sus frutos.
"Tenemos este nuevo e increíble componente, el primero en su clase; tiene sin ninguna duda un gran potencial médico y estamos hablando de eliminarlo porque alguna gente se intoxicó con él", dijo el doctor John Mendelson, farmacólogo del California Pacific Medical Center Research Institute, que, con financiamiento federal, está estudiando el impacto de la salvia en seres humanos. "Desde el punto de vista comercial, sería una locura".
Aunque los estados están tomando decisiones rápidamente, Bertha K. Madras, subdirectora de la Oficina Nacional de Políticas de Control de Drogas [ Office of National Drug Control Policy], dijo que los inspectores federales tenían un dilema.
"El riesgo de que alguna droga produzca intoxicación es alto", dijo la doctora Madras. "Estás a un coche de distancia de un evento que podría alterar tu vida. Pero en términos de buenos estudios, simplemente hay muy pocos. ¿Así qué haces? ¿Cómo puedes definir una política si careces de información objetiva y seria?"

30 de septiembre de 2008
9 de septiembre de 2008
©new york times 
cc traducción mQh

rss

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres