Blogia
mQh

murió marilyn ferguson


La escritora de ‘La conspiración de Acuario’ [The Aquarian Conspiracy], que fue fundamental para el movimiento Nueva Era. A los 70.
[Elaine Woo] El 19 de octubre murió en su casa, en Banning, Marilyn Ferguson, la autora del éxito de ventas de 1980, ‘La conspiración de Acuario’, que ejerció una estimulante influencia sobre una veintena de grupos alternativos que cristalizaron en el movimiento Nueva Era.
Se cree que la causa fue un ataque al corazón, dijo su hijo, Eric, del adyacente condado de Ciudad de Beaumont.
Ferguson convirtió un interés en el potencial humano en un influyente boletín mensual, Brain/Mind Bulletin, que informaba sobre nuevos descubrimientos en neurología y psicología. Ese trabajo la llevó a darse cuenta de que estaba ocurriendo una masiva ‘reordenación cultural’, una conspiración de fuerzas disparatadas, unidas para producir cambios personales y sociales.
‘La conspiración de Acuario’ fue el primer análisis comprehensivo de desarrollos aparentemente desconectados -científicos que investigan la biorretroalimentación, parteras dirigiendo maternidades alternativas, políticos fomentando el gobierno creativo, evangélicos promoviendo la meditación, un astronauta explorando los estados alterados de conciencia- que ‘conspiraban’ en su alejamiento de las prácticas y creencias occidentales en medicina, psicología, espiritualidad, política y otros campos.
El mensaje del libro era optimista. "Después de una época oscura y violenta, la era pisciana, ahora estamos entrando al milenio del amor y la luz -según la letra de la popular canción ‘The Age of Aquarius’, la época de la ‘verdadera liberación mental’", escribió Ferguson. Los acuarianos, en su definición, eran personas que buscaban una revolución en la conciencia, para "escapar de la prisión de nuestro condicionamiento, para amar, para volver a casa. Para conspirar unos con otros y por todos nosotros".
Algunos críticos rechazaron sus puntos de vista por simplistas. R.C. Bealer escribió en la revista Science Books & Films que Ferguson ofrecía "la hipérbole de la pregonera del pensamiento positivo".
Otros la acusaron de socavar el cristianismo por acoger religiones alternativas. El libro fue un blanco favorito de Lyndon LaRouche, el político extremista cuyos seguidores realizaron protestas contra el libro y lo calificaron como "reto al sentido de realidad del país".
Pero a medida que las actividades de las que llevaba la crónica se desplazaron desde los márgenes de la sociedad hacia su centro, Ferguson conquistó una reconocida influencia. Su libro se convirtió en "la definición más comúnmente aceptada de los ideales y metas del movimiento", escribió J. Gordon Melton en la New Age Encyclopedia.
"Marilyn Ferguson fue una importantísima comunicadora y constructora de redes para todo el movimiento" para crear una conciencia alternativa, dijo la semana pasada Fritjof Capra, el físico de Berkeley e importante figura del movimiento Nueva Era que escribió ‘El tao de la física’ [The Tao of Physics]. El libro de Capra, de 1975, nutrió la nueva ideología mostrando paralelos entre la física moderna y el misticismo oriental.
Ferguson se crió en circunstancias modestas en Grand Junction, Colorado, donde nació el 5 de abril de 1938. Su padre era albañil, y concertista de piano; su madre era ama de casa hasta que puso una tienda de antigüedades.
Ferguson asistió al Mesa College en Colorado durante dos años y estudió un año en la Universidad de Colorado antes de iniciarse como escritora independiente. Su primer libro, ‘Champagne Living on a Beer Budget’ (1968), ofrecía consejos económicos y lo escribió con su marido de entonces, Michael Ferguson. También escribió cuentos y poemas que fueron publicados en revistas de mujeres como Cosmopolitan y Mademoiselle.
Después de mudarse a Los Angeles en 1968, empezó a estudiar psicología y a recopilar información sobre la que se basó para su siguiente libro, ‘La revolución del cerebro’ [The Brain Revolution], que comentaba las últimas investigaciones en temas como la hipnosis, la meditación, la percepción extrasensorial, la memoria y la genética. Ella misma empezó a practicar la meditación transcendental.
A medida que ampliaba sus contactos con otros participantes en prácticas similares, se fue convirtiendo en un centro de referencia para "todo, desde actitudes más humanas hasta la medicina holística", dijo al Times en 1980.
Empezó a publicar el Brain/Mind Bulletin, que en su apogeo tuvo una ecléctica audiencia de unos diez mil subscriptores, entre los cuales se encontraban académicos, celebridades y encargados de pizzerías. Durante veintiún años, cuando cesó su publicación en 1996, compiló noticias de revistas y conferencias y presentó entrevistas con personajes de vanguardia, incluyendo a Capra.
"Fue una tremenda ayuda, porque unía a la gente y nos informaba sobre lo que hacían los demás", dijo Capra. "El principal logro de Marilyn Ferguson -y fue un tremendo logro- fue que ella mantuvo esta red de la cultura alternativa y el movimiento Nueva Era mucho antes de que hubiera internet".
Otro subscriptor era el editor Jeremy Tarcher, que se especializaba en libros sobre salud, filosofía y el potencial humano. Le fascinaban sus reportajes. "Llamé a Marilyn y le pregunté: ‘¿Qué otra cosa tienes?’", recordó Tarcher. "Me dijo: ‘Recibí un folleto, pero no sé qué puedo hacer con él’".
Tarcher recuerda claramente cómo reaccionó cuando le mostró las informaciones que había recolectado: Empezó a llorar.
"Tuve uno de esos momentos de epifanía cuando sientes que estás oyendo o leyendo algo que te va a servir de guía durante un período importante de tu vida", dijo. "Eso no le pasa a los editores todos los días".
Después de convertir esas notas en ‘La conspiración de Acuario’, los lectores compartieron con ella una reacción similar. Recibió miles de cartas de personas que se sintieron aliviadas al descubrir que también otros compartían su pasión por el sufismo, diarios de sueños, el rolfing y la solución del hambre en el mundo. Su reacción más común, dijo en 1984 al Christian Science Monitor, fue: "Gracias a Dios que escribió ese libro. Pensé que estaba loco, hasta que lo leí".
Cuando empezó a recorrer el mundo dictando charlas, encontró lectores leales en un impresionante rango de actividades. Como dijo al Boston Globe en 1988, una noche se dirigió a quinientas mujeres de campo en Alberta, Canadá, y al día siguiente dictó una charla ante los miembros del Congreso. Al Gore era un fan de su libro e invitó a Ferguson a la Casa Blanca, dijo su hijo.
Ferguson vivió en Los Angeles durante 37 años, hasta 2005, cuando se mudó a San Bernardino. Ese año también publicó la continuación de ‘La conspiración de Acuario’, titulada ‘El mundo de Acuario hoy’ [Aquarius Now]". Más tarde se mudó a Banning, para estar más cerca de su hijo.
Le sobreviven dos hijas, Kris Ferguson, de Los Angeles, y Lynn Lewis, de Oakland; y seis nietos.

7 de noviembre de 2008
2 de noviembre de 2008
©los angeles times
cc traducción mQh
rss

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres