Blogia
mQh

murió john leonard


Erudito crítico fue un temprano defensor de Toni Morrison y otros escritores. A los 69.
Murió el crítico literario y cultural John Leonard, un temprano defensor de Toni Morrison, Gabriel García Márquez y muchos otros autores, y tan consumido e informado de libros que Kurt Vonnegut lo elogió una vez diciendo que era "el hombre más inteligente que ha existido nunca". Tenía 69 años.
Leonard murió el miércoles noche en el Hospital Monte Sinaí de Nueva York por complicaciones de un cáncer al pulmón, dijo su hijastra Jen Nessel.
Ex sindicalista y activista de base, Leonard era un decidido liberal cuya carrera empezó en los sesenta en la conservadora National Review y siguió en varias otras publicaciones, incluyendo al New York Times, la New Republic, Nation y el Atlantic Monthly. También fue crítico de televisión para la revista New York, columnista de Newsday y comentarista de ‘Sunday Morning’, del canal CBS News.
Leonard tuvo el más afortunado don de los críticos de estar por delante de su tiempo. Fue el primer crítico que evaluó la literatura de Morrison y el primer crítico estadounidense de peso en escribir sobre García Márquez. Como director literario de la emisora KPFA en Berkeley, Leonard presentó el comentario de Pauline Kael antes de que llegara a ser famosa como crítico de cine del New Yorker. Leonard fue también un temprano defensor de Mary Gordon, Maxine Hong Kingston y otras escritoras.
Sus buenos trabajos fueron apreciados. Cuando en 1993 Morrison viajó a Estocolmo para recibir el Premio Nobel, llevó consigo a Leonard, "una de las experiencias más increíbles de su vida", dijo Nessel.
Studs Terkel, que murió el 31 de octubre, lo describió una vez como "un crítico literario en el sentido más noble del término, de los que no te dicen si un libro es bueno o malo, sino que escribe desde el punto de vista de cómo se debe leer el libro".
Vonnegut, un buen amigo de Leonard, observó una vez: "Cuando empiezo a leer a John Leonard, es como si yo, buscando los lavabos de caballeros, entrara por error a una charla de uno de los hombres más inteligentes que existió nunca".
La literatura era una dulce locura para Leonard, que trataba sus temas como si fuesen amantes que debían ser adoptados y protegidos.
Una vez estimó que para su muerte habría leído trece mil libros. "Trece mil en una vida, casi tantos como los libros nuevos publicados mensualmente en este país".
Algunos de los propios libros de Leonard son ‘Black Conceit’, ‘This Pen for Hire’ y ‘Lonesome Rangers: Homeless Minds, Promised Lands, Fugitive Cultures’.

Leonard nació en Washington D.C. el 25 de febrero de 1939, y fue criado por su madre soltera. Creció en Washington, en Nueva York y en Long Beach. Abandonó la Universidad de Harvard, luego asistió a la Universidad de California en Berkeley y fue contratado por William F. Buckley en la National Review, donde entre otros jóvenes escritores se encontraban Gary Wills y Joan Didion.
"En cierto punto, su trabajo consistió en estudiar la prensa de izquierda", dijo Nessel.
Wills, autor de ‘Lincoln at Gettysburg’ y ganador de un Pulitzer, recordó a Leonard como un "estupendo estilista" y un talento natural en la National Review, donde Buckley elogiaba tanto la calidad como la política.
"Poseía increíbles conocimientos sobre literatura. Siempre sabía sobre todo", dijo Willa el jueves.
Aunque gravemente enfermo, Leonard se aseguró de votar el martes por el senador Barack Obama, pidiendo una silla mientras esperaba en su colegio electoral en el Upper East Side de Manhattan.
"Eso era muy importante para él", dijo Nessel.
Además de Nessel, le sobreviven su madre Ruth Smith, de Lakewood; su segunda esposa Sue Leonard; dos hijos; y tres nietos.

26 de noviembre de 2008
©los angeles times 
cc traducción mQh
rss

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres