Blogia
mQh

murió antonina pirozhkova


Viuda del escritor ruso Isaac Babel.
[Valerie J. Nelson] Murió Antonina Pirozhkova, viuda del gigante literario ruso Isaac Babel, escribió unas bien recibidas memorias que permitieron echar una rara mirada a los últimos años del escritor que fue perseguido en los años treinta. Tenía 101 años.
Pirozhkova falleció el 12 de septiembre, de causas naturales, en su casa en Sarasota, Florida, informó su nieto Andrei Malaev-Babel.
Hasta que se publicara su libro ‘At His Side: The Last Years of Isaac Babel’ en inglés en 1996, era quizás más famoso por las circunstancias de su muerte que por los logros de su vida. Arrestado por la policía secreta rusa durante una de las campañas de terror de Josef Stalin contra los intelectuales, Babel fue ejecutado en 1940. Tenía 45 años.
Antes de su encarcelamiento, el escritor judío tuvo la buena suerte de pasar sus últimos siete años con Pirozhkova, "cuya versión de la detención y desaparición de Babel es conmovedora debido a que muestra a Babel tan fantásticamente vivo", escribió Richard Lourie en el New York Times en 1996.
Los "tiernos recuerdos" lo volvieron a la vida "como no hubiéramos podido conocerlo como un bromista, un mimo, un hombre de ilimitable imaginación", dijo la emisora Buffalo News, de Nueva York, en 1996.
"El dolor de la pérdida nunca me abandona", escribió Pirozhkova casi al final de sus memorias, en las que cuenta que la pareja esperaba tomados de la mano mientras los agentes destrozaban su casa buscando documentos. Nunca se volvió a casar.
En el libro apenas si se mencionan sus logros. Era ingeniera civil y ayudó a diseñar el palaciego metro de Moscú y trabajó en intimidantes proyectos en la región montañosa del Caúcaso.
A los veintitrés conoció a Babel, de 38, que ya era un famoso escritor de cuentos, en una recepción del partido. Babel la cortejó durante dos años y vivieron juntos como pareja de hecho durante cinco años, hasta su detención en 1939, contó su nieto.
Babel no se divorció nunca de su primera esposa, que vivía en París, con su hija. También tuvo un hijo con una mujer en Rusia con la que tuvo una larga relación. En 1937, Babel y Pirozhkova tuvieron una hija, Lidiya, que estudiaría arquitectura.

Nacida en un pueblo siberiano el 1 de julio de 1909, Pirozhkova estudió en lo que hoy es la Universidad Politécnica de Tomsk. En 1930 recibió su licenciatura en ingeniería y trabajó en ese campo hasta 1965.
Durante quince años después de la detención de Babel, trató de saber qué había ocurrido con él. En 1954 le informaron oficialmente de su muerte, el mismo año en que fue pronunciado ‘rehabilitado’ a los ojos del régimen soviético.
En los años ochenta, Pirozhkova supervisó la publicación del ‘Diario de 1920’, de Babel, y en 1990 editó una antología definitiva de su obra, en dos tomos.
Cuando constató que la reputación de su marido había sido restaurada adecuadamente, se mudó con su hija a Silver Spring, Maryland, en 1996, para vivir con su nieto. La extensa familia se asentó en Florida en 2005.
Poco antes de su muerte, Pirozhkova había terminado de escribir un tomo de memorias sobre su vida, que su nieto dijo que quiere publicar.
Al final de sus ochenta, compartió sus "reglas" para tener una vida larga y feliz. Había que comer menos y tener "buen carácter".
Además de su nieta y nieto, a Pirozhkova la sobrevive un biznieto.
6 de octubre de 2010
23 de septiembre de 2010
©los angeles times
rss

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres