Blogia
mQh

corte internacional condena muro israelí


La Haya, Holanda. La Corte Internacional de Justicia (CIJ), máximo órgano judicial de la ONU, hizo ayer un llamamiento internacional a la paz entre Israel y los palestinos, al emitir una sentencia condenatoria del muro que los israelíes construyen en Cisjordania.
El dictamen de la Corte, que no tiene carácter vinculante sino que es una recomendación a la Asamblea General de la ONU, consideró que el muro que levanta Israel viola el derecho internacional, particularmente la Convención de Ginebra de 1949, que protege los derechos de la población civil en tiempos de guerra.
Esta decisión, que fue aceptada por todos los jueces de la Corte con excepción del estadounidense Thomas Buergenthal, advirtió de que la construcción del muro viola, entre otros, los derechos a la educación, sanidad, trabajo y autodeterminación de los palestinos.
Israel no acatará el fallo de la Corte Internacional de Justicia de La Haya (CIJ), que ha declarado ilegal el muro de separación, mientras que la Autoridad Nacional Palestina (ANP) se prepara para acudir a Naciones Unidas con el fin de lograr resoluciones para que sea desmantelado.
Israel ha sido respaldado por EEUU que ha declarado que el CIJ no es el fórum adecuado para tratar el asunto del muro, problema que "debe ser resuelto a través del proceso que se ha puesto en marcha, particularmente la Hoja de Ruta", según el portavoz de la casa Blanca Scott McClellan, citado por medios israelíes.
En una rueda de prensa, el portavoz del Departamento de Estado, Richard Boucher, indicó que "no creemos que en este momento haya una necesidad de medidas por parte de la Asamblea General".
"Creemos que los esfuerzos deben centrarse en aprovechar la oportunidad que puede crearse para la obtención de progresos en la Hoja de Ruta", el plan de paz que patrocinan Estados Unidos, Rusia, la Unión Europea y las Naciones Unidas, declaró Boucher.
Los jueces del Tribunal de la Haya, que se declararon "no convencidos" de que el muro satisfaga los argumentos de seguridad contra el terrorismo palestino aducidos por Israel, sentenciaron que la barrera de separación, "también en su trazado en Jerusalén este", debe ser demolida y que se debe paralizar su construcción.
Asimismo, los palestinos deberán ser indemnizados, por ejemplo con la devolución de sus territorios arrebatados, por los daños sufridos como consecuencia de la construcción del muro, que si llegase a finalizarse, tendría una extensión de 700 kilómetros.
Además de "obligaciones" a Israel, la Corte también señaló en su dictamen que "los Estados partes de la Cuarta Convención de Ginebra de 1949, relativa a la protección de personas en tiempos de guerra, tienen la obligación de respetar la ley internacional y asegurar que Israel cumpla la ley internacional incluida en esa Convención".
El jefe de la delegación palestina ante la CIJ, el embajador Nasser Alkidwa, interpretó, tras conocer el dictamen, que el hecho de que la Corte use la palabra "obligación" no da otra opción a Israel que la de seguir el contenido del fallo, ni tampoco a la comunidad internacional que la de pasos que obliguen a Israel en ese sentido.
Sin embargo, fuentes de la Corte mantienen que la "opinión consultiva" emitida es una "recomendación" a la Asamblea General de la ONU, que, junto con el Consejo de Seguridad de la ONU, tiene la palabra para establecer los pasos a dar a continuación.
En este sentido, el Alto representante de Política Exterior y de Seguridad de la UE, Javier Solana, dijo que "la UE la examinará con total atención" la sentencia del Tribunal.
Al mismo tiempo, recordó la postura de la UE, que considera que "Israel tiene el legítimo derecho a la auto-defensa para hacer frente a los ataques terroristas".
Por su parte, el consejero legal israelí, Daniel Tau, lamentó en La Haya al finalizar la lectura del fallo "la politización de la Corte" y afirmó que Israel "seguirá buscando el equilibrio necesario entre la protección de las vidas de sus ciudadanos y las necesidades humanitarias de los palestinos".
"Mientras continúe el terror, Israel no tendrá más opción que defender a sus ciudadanos, lo que es una obligación moral y legal", dijo Tau, quien afirmó que el muro "funciona" contra el terrorismo palestino.
Por su parte, el jefe de la delegación palestina ante la Corte, Alkidwa, dijo que Palestina se dirigirá primero a la Asamblea General de la ONU y luego al Consejo de Seguridad para "asegurar la unanimidad en el apoyo" del dictamen de la Corte.
En esta línea, los jueces aconsejaron a la ONU que "intensifique sus esfuerzos" para acabar con el conflicto entre Israel y los palestinos, que "supone una amenaza para la paz y la seguridad internacional".
La Corte defendió además que tiene competencias para pronunciarse sobre el muro de Cisjordania, lo que había sido rebatido por Israel y otros países como Rusia, Estados Unidos y Canadá.
Asimismo rechazó que la emisión de su dictamen afecte negativamente al proceso de paz en Oriente Medio.

10 de julio de 2004
©hoy
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres