Blogia
mQh

cae gobierno holandés


Rita Verdonk, ‘la hija de Hitler', provoca derrumbe del gobierno. Termina participación de neonazis en el gobierno. Liberales del D66 se retiran de la coalición.
La Haya, Holanda. La presencia de Rita Verdonk en el gabinete no pasó nunca desapercibida. En tres años la antigua directora (interina) de una cárcel debió hacer frente a nada menos que tres mociones de censura, y estuvo bajo fuego mucho más a menudo.
A mediados de diciembre, Verdonk recibió una moción de censura porque había mal informado a la Cámara sobre un grupo de refugiados congoleños. Su Servicio de Inmigración y Naturalización IND había entregado al gobierno congoleño informaciones sobre los refugiados deportados que podían poner en peligro sus vidas. [El IND fue denunciado muchas veces por sus métodos, que hacían recordar la conducta de las tropas nazis. Muchos de sus funcionarios renunciaron públicamente].
En abril sobrevivió una nueva moción de censura debido a que, nuevamente, había entregado a la Cámara información falsa, esta vez sobre la entrega de informaciones sobre refugiados deportados sirios a las autoridades sirias. Y el jueves pasado se ganó una tercera moción de censura debido a su conducta en torno a la naturalización de Ayaan Hirsi Ali. Y no la sobrevivió. [Al ser deportados a su país de origen, algunos solicitantes de asilo fueron detenidos y están hoy desaparecidos. Se cree que han sido asesinados].
La manera en la que el IND trata a los solicitantes de asilo ha colocado a menudo en serios problemas a Verdonk; recibió críticas incluso de la Contraloría General y del Defensor del Pueblo.
También tuvo Verdonk problemas con los ayuntamientos sobre la acogida de refugiados en proceso de ser deportados. Verdonk quería originalmente echarlos a la calle, prometió después admitirlos en centros de acogida, pero las críticas de las ciudades continuaron. También la criticaron cuando puso fin a las asignaciones de los antiguos refugiados menores de edad.
Tuvo conflictos con el ex ministro Pronk, en 2004, cuando este, como presidente de la cúpula de organizaciones de refugiados, utilizó la palabra ‘deportación' para describir la política de expulsiones de la ministro. La ministro le prohibió la entrada al ministerio.
Hans Dijkstal, antiguo líder del VVD, la acusó de estigmatizar a los extranjeros. La ‘viñeta de integración' que quería introducir la ministro, la comparó el antiguo líder liberal con la estrella de los judíos utilizada por los nazis. Verdonk exigió excusas y Dijkstal retiró sus palabras. [Al mismo tiempo, el gobierno holandés prohibió entonces que se lo comparara en la prensa con el régimen nazi].
Tuvo conflictos con el Partidos de los Trabajadores PvdA por la desaparición de una niña india. El diputado Dijsselbloem filtró aposta informaciones a la prensa porque opinaba que esa información se mantenía incorrectamente en secreto.
La ministro fue atacada incluso fuera de las fronteras. El Consejo de Europa la criticó por el hecho de que en Holanda se estaba encarcelando incluso a los hijos de refugiados en proceso de deportación. En conjunción con varias organizaciones internacionales, el Consejo de Europa concluyó que los métodos de Verdonk violaban los tratados internacionales sobre la protección del niño. [El encarcelamiento de los solicitantes de asilo, incluyendo familias con niños, se venía implementando desde al menos 2002. Europa reaccionó demasiado tarde a los abusos de ‘la hija de Hitler'].
También provocó conflictos su decisión de deportar a la escolar bosnia Taïda Pasic, poco antes de sus exámenes. Lo mismo la decisión de negar la naturalización al jugador de fútbol del Feyenoord, Salomon Kalou, ganándose entre otros la enemistad de Johan Cruijff.
[Tras decidir la semana pasada que la antigua diputado de origen somalí Hirsi Ai no había mentido al solicitar asilo en Holanda, como había afirmado en diciembre cuando, en medio de la campaña electoral al interior de su partido, le retiró el pasaporte holandés y la obligó a renunciar a la Cámara, los liberales del D66, miembro de la coalición, exigieron su renuncia. Al recibir la ministro, llamada popularmente ‘la hija de Hitler', el respaldo del primer ministro Balkenende, el partido D66 se retiró de la coalición de gobierno, provocando su derrumbe.
Rita Verdonk, antigua gendarme de prisiones, se hizo miembro del Partido por la Libertad, el Pueblo y la Democracia VVD, tradicionalmente un partido liberal que, desde 2001, ha girado fuertemente hacia la extrema derecha, en cuyo partido militan ahora fascistas y otros ultraderechistas como la ministro Verdonk. Es comparable con el llamado ‘Partido Liberal' ruso].

30 de junio de 2006
©het parool
©traducción mQh
rss

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres