Blogia
mQh
Prueba Amazon Prime 30 días gratis

juez condenado por exhibicionismo


[Murray Evans] Se masturbaba durante los juicios en la sala de audiencias del tribunal.
Bristow, Oklahoma, Estados Unidos. Un ex juez condenado por exhibicionismo por masturbarse mientras presidía juicios de jurado, que utilizaba un artilugio sexual debajo de su toga, fue sentenciado el viernes a cuatro años de prisión.
Donald Thompson trabajó durante casi 23 años en el tribunal y fue legislador del estado antes de retirarse en 2004. No reaccionó visiblemente cuando se le leyó la sentencia.
Este verano durante su proceso su antigua periodista de tribunales, Lisa Foster, declaró que ella vio a Thompson mostrándose a sí mismo al menos quince veces en el tribunal entre 2001 y 2003. Los fiscales dijeron que había usado un artilugio conocido como alargador de pene en al menos cuatro juicios en ese mismo período.
Thompson, 59, fue condenado el mes pasado por cuatro cargos de exhibición indecente en incidentes que tomaron lugar en su sala de audiencias en el condado de Creek.
Thompson, casado y padre de tres hijos, declaró que el alargador de pene lo había recibido como chiste de un amigo de cacerías y excursiones de pesca de toda la vida.
"No era algo que yo ocultara", dijo.
Dijo que había estrujado el mango del alargador sin darse cuenta durante casos en el tribunal, pero que nunca lo usó para masturbarse.
Foster dijo a las autoridades que vio a Thompson usar el artefacto casi a diario en agosto durante el juicio por homicidio de un hombre acusado de zarandear hasta la muerte a un niño. En la cinta audio del juicio de Foster se puede oír un sonido como de exhalación. Cuando los jurados preguntaron al juez por esos ruidos, Thompson dijo que no había oído nada, pero se mostró dispuesto a escucharlos.
La policía lo acusó después de que un agente de policía declarara en un juicio por homicidio de 2003 que vio desaparecer debajo de la toga de Thompson un trozo de un tubo de plástico. Durante la pausa de almuerzo, los agentes tomaron fotografías del alargador que estaba debajo de la mesa.
Los investigadores revisaron más tarde la alfombra, la toga de Thompson y la silla detrás de la mesa y encontraron semen, de acuerdo a las actas judiciales.
Carmelia Brossett, funcionaria de la comisión de libertad condicional del Departamento Correccional del estado, dijo al presentar el informe que Thompson se negó a someterse a un test psicosexual.
"La negativa de Thompson a reconocer el delito probablemente presentará una dificultad, si no la incapacidad para que sea sometido al tratamiento de los delincuentes sexuales".
El jurado recomendó una sentencia de un año de cárcel y diez mil dólares de multa por cada cargo. El presidente del jurado dijo que la intención del jurado es que Thompson cumpla la condena a firme.
La juez C. Allen McCall rechazó una moción de la defensa solicitando que Thompson fuera dejado en libertad durante el proceso de apelación. Thompson fue condenado a pagar una multa de 40 mil dólares.

18 de agosto de 2006
©chicago tribune
©traducción mQh
rss

0 comentarios